La palabra incentivo deriva del latín incentīvus y se refiere a todo aquello que motiva el anhelo o la realización de alguna cosa. El incentivo puede estar vinculado a un objeto o hecho real, como la paga